jueves, 29 febrero 2024

«Me sorprendió mucho que se descargaran la aplicación en un punto perdido de Siberia”

22 febrero 2013
Almería
IMG_0055

Juanjo Fernández, Chef Orielo

Comparte esta noticia en tus redes

Juanjo Fernández, el Chef Orielo, ha creado junto a su socio, Cayetano Torres, una aplicación no sólo para los intolerantes a la lactosa sino para todos aquellos que aman la cocina

Juanjo Fernández es un almeriense que no sólo ha creado una app para los intolerantes a la lactosa, sino que su app, ‘App Chef Orielo’  es para todos aquellos que aman la cocina. Él y su socio, Cayetano Torres, han conseguido posicionar su app como la primera en el ranking del Apple Store, en la categoría de Comidas y Bebidas, y en el puesto 14 en las aplicaciones de Android. No obstante, el  objetivo del Chef Orielo es seguir  ayudando a los intolerantes a la lactosa y continuar enseñando buena cocina a todos los usuarios.

-¿Cómo surgió la idea de diseñar esta aplicación?

-Como ya saben, tengo un blog de cocina, un blog de cocina para los intolerantes a la lactosa desde hace dos años, desde que desarrollé esta enfermedad. Como poco a poco he ido teniendo más visitas y mayor aceptación entre el público, tanto entre los intolerantes a la lactosa como en general, pues decidí junto a mi socio, Cayetano Torres, de Magical Marketing Tour, crear esta aplicación para ir más allá y para que todo el mundo, de una manera más cómoda, pueda tenerla en su teléfono, ya sea en Android, Iphone, en Ipad o en cualquier otra tableta.

– Entonces, ¿el blog fue el que les dio la idea?

-Sí. Mucha gente me decía que ponía mis vídeos en su cocina en el portátil y yo me imaginaba el portátil en medio de la cocina, entre todos los trastos, entre todos los utensilios de cocina y me parecía que no era nada cómodo. Me imaginaba que sería muchísimo mejor si se pudieran ver cada uno de los pasos de la receta a través de un Ipad o en el propio teléfono. Por eso, en la aplicación hay dos opciones: ver paso a paso en imágenes, en capturas de pantalla, o bien verla en vídeo. Además, el buscador de recetas es bastante completo  porque se puede buscar la receta por nacionalidad, por ingredientes, por categorías. Buscarla por ingredientes es bastante útil porque si tienes en la nevera algún producto que no sabes en qué usarlo, pues pones en la aplicación ese producto y la aplicación dice qué recetas puedes hacer con ese ingrediente. Además, la aplicación tiene algo muy útil para los intolerantes a la lactosa. Tiene información sobre marcas cuyos productos no tienen lactosa y que podemos consumir sin problemas.  Esto está abierto a que nuevas empresas se pongan en contacto conmigo si quieren que su marca aparezca en esta aplicación porque es un canal muy segmentado para sus potenciales clientes, un mercado de 10 millones de personas que son intolerantes a la lactosa, con lo cual publicitariamente es algo bastante rentable porque es un mercado, el de intolerantes a la lactosa, que aún está por explotar.

-¿Cómo está funcionando la aplicación? Hace unos días era la más descargada.

-Está funcionando muy bien. La verdad es que estamos muy contentos. Durante las dos o tres primeras semanas hasta hace un par de días ha estado en el número uno en el ranking del App Store, en la categoría de comidas y bebidas. Para Android, en el Google Play, ha estado entre el puesto 14 y 15, pero de la categoría general. Para nosotros ha sido una alegría y estamos muy orgullosos de que se haya mantenido estos días en los primeros puestos. Pensamos que a la gente le está gustando bastante la aplicación.

-¿Qué tiene esta aplicación que la diferencia de otras del mismo tipo?

-Conozco muchas aplicaciones de este tipo y, de hecho, cuando estuvimos desarrollando ésta, estuvimos mirando mucho qué hacían los demás. Esta aplicación tiene algo muy positivo como es el paso a paso de cada receta con imágenes. Vas pasando con tu dedo en la tablet o en el teléfono y vas viendo cada uno de los pasos de la receta, de tal manera que es muy visual. En segundo lugar, le diré que todas las recetas tienen vídeo, por lo que te explican con vídeo cómo hacer el plato en cuestión. Esa es la principal ventaja para el público en general, pero también tiene ventajas exclusivas para los intolerantes a la lactosa, sobre todo, en lo que se refiere a la información. Hay muchísima sobre los aditivos que llevan lactosa, sobre los llamados E-. De esta manera, cuando estás en el supermercado y no recuerdas la etiqueta, porque los intolerantes tenemos que mirar siempre las etiquetas de los productos y no recuerdas los aditivos que no puedes tomar, pues miras el móvil y en un momento lo averiguas. Otra cosa que no tienen otras aplicaciones es que ésta es muy colaborativa, es decir, que todo el mundo puede enviar y aportar su receta. Nos la mandan a nosotros, comprobamos de verdad que no tiene lactosa y la publicamos. Así tenemos recetas de todo el mundo. La app se está vendiendo mucho en Sudamérica, en España, por supuesto, pero también en Asia, y estamos vendiendo aplicaciones en Oriente Medio y por todo el Mundo.

-¿Cuál es el sitio más raro desde el que se han descargado la aplicación?

-Para mí, un lugar que me sorprendió mucho fue en un punto perdido en Siberia. Si le digo la verdad, no recuerdo ni el nombre de la ciudad, pero era en un punto perdido en Rusia, muy al norte, y donde en el Google Maps sólo se ve nieve. Otros sitios que me sorprendieron bastante fueron Nueva Zelanda y Oriente Medio.

Más que una aplicación, ‘App Chef Orielo’ parece una red social, precisamente, por la interactuación que hay con los posibles usuarios.

-Sí. Desde el principio quisimos plantearlo como algo social. Pensamos que todo lo social funciona y más si es para ayudar a los demás. De hecho, ésa es la esencia de mi web, www.recetassinlactosa.com. La esencia es compartir todo lo que he ido aprendiendo de la enfermedad y lo que he aprendido a cocinar con los demás. Las redes sociales a mí me han ayudado muchísimo. Me baso mucho en Facebook y en Twitter para publicar recetas y para compartir todo lo que voy aprendiendo. Hay mucho feedback y los seguidores de Facebook me preguntan directamente o me sugieren que haga un plato u otro. Me preguntan sus dudas, me hacen sugerencias… Está claro que lo social funciona.

-¿Se han puesto algún objetivo con esta aplicación?

-Sí. La aplicación no es algo estático y vamos a ir actualizándola constantemente, mes a mes, con nuevas recetas. Además,  queremos ir adaptando la aplicación a nuevas necesidades que se vayan planteando en cuando a la intolerancia a la lactosa se refiere. Ahora nuestro objetivo es venderla y dar a conocer que existe esta aplicación para personas intolerantes a la lactosa y también para todo aquel público que quiera aprender a cocinar de una manera muy sencilla.

-Con esta aplicación, además, combinan lo nuevo con lo tradicional.

-Sí. Internet y las redes sociales mueven muchísima gente y muchísimo dinero. Todo el mundo quiere aprender a hacer cosas. Si sumamos que la gente en su tiempo libre quiere aprender y superarse, con que, por necesidad, los intolerantes a la lactosa tienen que aprender a cocinar y a esto también le unes la interactividad que hay en las redes sociales, pues tienes una combinación perfecta. Internet te ofrece mucha comodidad.

 –En su casa, sus padres estarán encantados porque de la cocina se encargará usted. ¿O en casa del herrero cuchillo de palo?

-Sí. Suelo encargarme yo. No obstante, tengo que decirle que tengo a la mejor maestra en casa. Mi madre tiene un bar en mi pueblo, en Abla, y que, precisamente, ha ganado el premio a la Ruta de la Tapa y también el premio a la Ruta de la Tapa con Setas. Pero no sólo mi madre, también de mi abuela he aprendido muchísimo. De hecho, toda la cocina tradicional que tengo en mi blog es de ella. Así que tengo muy buenas maestras con mi madre y mi abuela.