domingo, 25 septiembre 2022

Crecen los robos de colmenas en las últimas fechas

9 abril 2012
El Ejido
Colmenas  de Apícola Soynol 005

Aspecto de varias colmenas en una finca apícola almeriense.

Comparte esta noticia en tus redes

La sequía ha provocado menos abejas y el aumento de los robos en las fincas

Los robos de colmenas se están incrementando en las últimas fechas en toda la provincia, pero especialmente en la zona del Poniente, donde ya han sido muchos los apicultores que han denunciado robos en sus explotaciones apícolas. Precisamente por esta razón, desde Asaja advierten de la escalada de estos delitos que se están produciendo en el último mes en las explotaciones apícolas de la provincia. Para la organización agraria, la escasez de lluvias ha provocado una disminución en el número de colmenas disponibles, lo que se traducirá en una bajada importante de miel y polen para este año, situación incómoda para los colmeneros que verán bajar sus ingresos por estos conceptos, incluso pudiendo llegar a perder todo en el caso de ser víctima de los robos de colmenas.

En Almería hay más de 250 explotaciones apícolas profesionales y casi 900 explotaciones no profesionales, que a su vez entre ambas, tienen más de 140.000 colmenas que pueden llegar a producir 2 millones de kilos de miel. Asimismo las colmenas se utilizan para llevar a cabo la polinización en cultivos como sandía y melón de la provincia utilizándose una media de seis colmenas por hectárea y semana para tal fin lo que las hace aún más importantes si cabe para la agricultura de la provincia.

Otra de las preocupaciones de los productores apícolas es el robo de enjambres aunque esto es más difícil de demostrar ya que no desaparece la colmena sino que se llevan una parte de la población con una nueva reina que formara su propia colmena en otro cajón. Al problema de los robos de colmenas y enjambres hay que añadir la disminución de enjambres en años de sequía, lo que sin duda supone otra pérdida económica importante para el apicultor.

Así se puede explicar que ante la creciente necesidad de colmenas los ladrones incrementen la oleada de robos en la provincia de Almería pero también en otras limítrofes como Granada o Murcia, cuyos apicultores también están sufriendo las consecuencias de los robos en sus explotaciones.

Denunciar

Hasta el momento son muchos los apicultores que han sufrido ya varios robos en sus explotaciones. Por ello, ASAJA insiste en la importancia de presentar denuncias para que las autoridades tengan conocimiento de la situación real en la que se encuentra el apicultor.

Al mismo tiempo, desde ASAJA reconocen el trabajo y el esfuerzo que los Cuerpos de Seguridad del Estado están desarrollando a pesar de las dificultades a las que tienen que hacer frente, y prueba de ello son las recientes detenciones realizadas. Sin embargo, desde la organización agraria insisten en la  necesidad de seguir con las patrullas y los controles para disuadir a los posibles infractores.

Por otro lado ASAJA recuerda algunos puntos clave que pueden servir para que los apicultores puedan reconocer sus colmenas o incluso evitar el robo de las mismas:

– Marcar a fuego tanto las cajas como los cuadros con el número de explotación.
– En el caso de agricultores para la polinización de sus cultivos pedir el número de explotación del que proceden dichas colmenas.

Deja un comentario

Un comentario

  1. Existen dispositivos electrónicos que permiten la detección de robo y el aviso mediante SMS al propietario que están específicamente diseñados para la apicultura. Si alguien está interesado puede acudir a http://www.lepton.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*