martes, 5 julio 2022

Almería es la tercera provincia española con más robos en el campo

10 junio 2014
Almería
Robos

Material recuperado por los equipos ROCA de la Guardia Civil

Comparte esta noticia en tus redes

Los tres primeros meses del año hubo 6.235 robos en el campo en España, 740 menos que los 6.975 contabilizados en el primer trimestre de 2013.

Almería se encuentra a la cabeza la lista de provincias españolas en donde más robos se cometen en explotaciones agrarias. El Gobierno ha facilitado los datos de los robos cometidos en el campo en últimos tres meses y señala Almería, tras Valencia, Sevilla y Córdoba como las provincias más afectadas del país.

La buena noticia es que en la mayor parte de esas provincias, incluída Almería han descendido los robos en el primer trimestre del año, en relación al trimestre del año anterior. Badajoz, por el contrario, ha subido de forma sensible. También Albacete, Ciudad Real y Alicante, aunque estas últimas de forma muy reducida.

Los últimos datos facilitados por el Gobierno revelan que los robos en las explotaciones agrícolas y ganaderas descendieron en la mayor parte de las comunidades autónomas con un descenso del 10 % en el conjunto de España.

Los tres primeros meses del año hubo 6.235 robos en el campo en España, 740 menos que los 6.975 contabilizados en el primer trimestre de 2013. En Almería se han registrado 384 robos en explotaciones agrícolas. En el trimestre del año anterior se registraron 480.

Por comunidades autónomas, Andalucía es donde más se han reducido las sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas, con 2.535, 331 menos que en el primer trimestre de 2013.

A pesar del descenso generalizado, los robos se incrementaron en el primer trimestre en cinco comunidades, sobre todo en Extremadura, con 61 robos más.
El Ministerio del Interior desplegó en el mes de septiembre del pasado año los equipos ROCA de la Guardia Civil, especializados en los robos en explotaciones agrarias y ganaderas.

Son 93 equipos compuestos por 500 agentes (el plan comenzó con 55 grupos y 275 guardias) dedicados a la investigación y persecución de los robos en el ámbito rural en todas las comunidades autónomas, con especial atención a las quince provincias donde se produce el 74 % de las 15.000 infracciones penales de este tipo contabilizadas al año.