jueves, 9 febrero 2023

Antonio León: Érase de un marinero que asaba pescado junto al mar

9 mayo 2014
Roquetas de Mar
Antonio León

Antonio León, emprendedor 360

Comparte esta noticia en tus redes

Hace dos años, y después de 26 a bordo de pesqueros, nuestro emprendedor se instaló en el corazón del Puerto roquetero donde explota el kiosco bar ‘Virgen del Carmen’ especializado en pescado fresco.

Apoyar a nuestros emprendedores, empresas, profesionales autónomos es el empeño de esta nueva sección. Con Emprendedores 360, cada semana conoceremos las inquietudes, el trabajo y los productos creados con el amor y el empeño de quienes pelean a diario por ocupar un hueco en el difícil mercado al que se accede con talento, sacrificio, imaginación, perseverancia y, porqué no, un poco de ayuda.

Antonio León tiene 43 años, durante más de dos décadas ha entregado su vida a la mar y a la pesca. Desde hace dos años es empresario. Explota un pequeño kiosco bar en el corazón del Puerto de Roquetas de Mar. El pescado fresco a la plancha y los botellines de cerveza bien fría aseguran el éxito al Virgen del Carmen.

Antonio León explota desde hace dos años el 'Virgen del Carmen'
El kiosco ‘Virgen del Carmen’, desde hace medio siglo en el Puerto de Roquetas

Dedicado a la mar gran parte de su vida, Antonio León decide hace un par de años dejar los barcos y pisar tierra firme. Dado de alta como autónomo y al frente del kiosco bar Virgen del Carmen, ubicado en un cruce de caminos en el Puerto de Roquetas de Mar, Antonio deja atrás 26 años de pesca en alta mar siempre alejado de la familia. De sus años de marinero, nuestro emprendedor mantiene su relación con el pescado y con los hombres de la mar. El primero, siempre a la plancha, centra su carta de tapas; los segundos, sus principales clientes.

De alta mar a tierra firme, ¿agradeces el cambio?
Yo quería salir de la mar a toda costa. Cada vez se ganaba menos dinero. Nunca veía a la familia y pasaba la vida fuera de casa. Trabajaba en Baleares, Italia, el Atlántico, Marruecos… Siempre lejos de los hijos

Al margen de los peligros que entraña la vida de un marinero, ¿no?
Pues sí. La verdad es que he pasado momentos duros, como una vez que viajaba a bordo de un pesquero que chocó contra un mercante. En aquella ocasión, que recuerdo estaba también mi hermano, nos salvamos todos.

El nuevo negocio de Antonio León en tierra firme es viejo en el barrio. Estratégicamente ubicado entre las calles Santa Ana y Salinas del Puerto roquetero, el kiosco lleva medio siglo mirando al mar y sirviendo desayunos a los pescadores y tapas a los vecinos.

Es un kiosco heredado de sus padres, quienes durante muchas décadas lo han explotado, y cuyo propietario es el Ayuntamiento de Roquetas. El negocio, de seis por cuatro metros, abre pasadas las cinco de la mañana cada día.

¿Cuál es el plato fuerte del kiosco Bar Virgen del Carmen?
Aquí el pescado fresco a la plancha. Ese es mi plato fuerte. Nada de fritos porque, además de insanos, los fritos quitan el sabor al pescado. Aquí todo a la plancha. Natural y saludable. Dieta mediterránea.

¿Quiénes son tus clientes?
Los usuales. Mis clientes son gente fija que viene desde hace años. Ya venían cuando esto lo llevaban mis padres. Cómo soy el único que abre a esta hora, pues es sitio habitual de pescadores.

pescado fresco
Sardinas, pulpo, calamaritos y almejas, entre la oferta diaria del Virgen del Carmen

De marinero a hostelero, ¿ha sido un buen cambio?
Mi vida es ahora más tranquila pero sobrevivir como autónomo, y más en estos años de crisis, no está siendo fácil. A los autónomos nos gustaría pagar un poco más y estar más protegidos ante la posibilidad de que el negocio no funcione y nos quedemos en paro.

-Un negocio que está ubicado en un lugar privilegiado del barrio…
Estamos en un sitio buenísimo. Por aquí pasa todo mucha gente desde por la mañana bien temprano. Por pasar, pasa hasta la Virgen, Santa Ana, llegado el verano.

Como gerente de un negocio, ¿pondrías algún pero al barrio?
En este barrio hace falta que se ponga orden en el tráfico. No hay apenas pasos de cebra, ni división de calzadas. El barrio requiere de más y mejor señalización.

¿Tienes nuevos proyectos?
Mi futuro no va a estar aquí, pero sí en el sector de la restauración. Quiero montar un negocio con mi hijo, más o menos en la misma línea pero más amplio y que pueda ofrecer más espacio y servicios.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*