viernes, 27 mayo 2022

¿Qué personal debe tener una residencia de tercera edad? Expertos de MiResi responden

13 mayo 2022
Residencia

Comparte esta noticia en tus redes

En Almería, al igual que en el conjunto de España, el número de residencias va en aumento. Eso se debe a un aumento de la población mayor, la cual necesita de unos cuidados, los cuales los recibe a través de las residencias.

En Almería, al igual que en el conjunto de España, el número de residencias va en aumento. Eso se debe a un aumento de la población mayor, la cual necesita de unos cuidados, los cuales los recibe a través de las residencias.

Pero como nos comentan los expertos en residencias de miResi, las residencias deben contar con un personal mínimo. Ese personal deberá encargarse de ofrecer todo lo necesario a los mayores para que puedan disfrutar de una buena calidad de vida dentro de sus instalaciones. Pero las normas y requisitos no son las mismas en todos los sitios. Cada comunidad autónoma se encarga de realizar las regulaciones oportunas teniendo en base el real decreto de septiembre de 2018.

Para dar un buen servicio, las residencias tienen que cumplir los requisitos de accesibilidad a la residencia, autonomía, gestión, administración y servicios generales, servicios socio asistenciales y servicios residenciales.

Para poder ofrecer a las personas mayores todos los servicios mencionados anteriormente, se necesita el siguiente personal.

Personal obligatorio en una residencia de ancianos

Para poder dar un servicio mínimo y en consecuencia obtener las licencias de apertura, la residencia deberá contar con ciertos profesionales. El número de profesionales irá ligado directamente al número de personas mayores residente en la residencia.

1- Personal administrativo

A pesar de que no trabajan directamente con las personas mayores, su trabajo es vital. Su objetivo es el control financiero, la admisión de los mayores y el control de las actividades que se realizan en la misma.

2- Mantenimiento y limpieza

Otro de los trabajos más importantes dentro de la residencia. La misma siempre se debe mantener bajo unas reglas mínimas de higiene. De esa manera se evitan enfermedades y se consigue que los residentes puedan disfrutar de una mejor calidad de vida.

La labor de limpieza debe ser la adecuada. En limpiando.top podemos conocer las normas básicas de limpieza de las residencias. Si tienes curiosidad de saber más sobre cómo se debe limpiar en una residencia, en este artículo podrás encontrar todos los datos que estás buscando.

Por supuesto, cuanto más grande y más residentes haya en la residencia de mayores, mayor deberá ser el número de profesionales de limpieza. El objetivo es cumplir la normativa para evitar el cierre por una mala higiene.

3- Cocineros residenciales

Su principal función es realizar la comida a los residentes. Pero también tienen la labor de mantener en perfectas condiciones los instrumentos y materiales que se usan dentro de la cocina.

Dependiendo del contrato, en algunos casos son los propios cocineros los que sirven la comida a los ancianos. En ese caso, los cocineros o cocineras tienen la obligación de ser simpáticos para que los mayores puedan estar felices en el comedor. Además, deben adaptarse a sus necesidades en caso de tener que elaborar comidas especiales.

4- Recepcionistas de la residencia

Dependiendo del centro, el perfil tendrá que realizar unas actividades u otras. Como punto importante, suele ponerse en la recepción y controlar que solo accedan a la residencia los familiares y los trabajadores. A su vez, deben evitar que los residentes que no pueden salir de la residencia, no lo hagan.

Pero también pueden encargarse de crear un ambiente acogedor, denunciar posibles actividades sospechosas, atender los correos y las llamadas, clasificar la correspondencia o resolver posibles dudas que puedan surgir. Su labor es muy amplia.

5- Médicos y enfermeros

Es el personal sanitario que se encarga de que los mayores tengan un buen estado de salud. Todas las residencias deben contar con un número mínimo de médicos y enfermeros. Hay que tener en cuenta que la atención sanitaria debe ser las 24h del día.

Dependiendo del tamaño de la residencia, el número de médicos y enfermeros será mayor o menor. Lo importante es que la misma garantice la salud de sus mayores.

6- Auxiliares de enfermería y celadores

Son los trabajadores que están siempre en contacto con los mayores. Los auxiliares se encargan de las labores básicas e higiénicas, mientras que los celadores son los encargados de mover a los mayores con problemas de movilidad de un sitio a otro.

7- Director

El director tiene que ser una persona diplomada o licenciada, es decir, debe tener una carrera universitaria. Su función principal es la de mantener y dirigir al equipo para que todo funcione correctamente. La residencia sin un buen director podría descontrolarse y en consecuencia no dar un buen servicio.

Si quieres conocer las muchas funciones del director, en funcionactiva.com podrás encontrar cada una de ellas explicadas de manera detallada. Para que te hagas a la idea, algunas de esas funciones son planificación, elaboración, coordinación, evaluación, gestión de presupuestos, responsabilidad, seguimiento de trabajadores, control de encuentros y formación de los profesionales. Al fin y al cabo, el objetivo principal del director es certificar que todo funciona correctamente dentro de la residencia.

Otros servicios que puede ofrecer la residencia

Para conseguir que la residencia sea lo más completa posible, la misma puede ofrecer otros servicios extra. Algunos de ellos son los siguientes:

  • Peluquería: puede ser interna o externa. Si es externa, un peluquero o peluquera acude a la residencia para hacer su trabajo y mantener a los residentes en perfectas condiciones.
  • Terapeuta ocupacional: suele ser muy común en las residencias. Tiene diferentes trabajos como evaluación y valoración de la persona, elaboración de programas de tratamiento y entrenamiento a través de actividades básicas adaptadas a los residentes.
  • Logopedia: es menos común, pero algunas residencias incluyen a este tipo de profesional. Su objetivo es atender las alteraciones y trastornos relacionados con el lenguaje. Así permiten a los residentes no perder sus facultades de comunicación.
  • Psicólogos: a pesar de que no todas las residencias cuentan con ellos, realmente son muy recomendables. No solo pueden ayudar a los residentes, también a los propios familiares cuando reciben una noticia negativa. Gracias a ellos, afrontar las nuevas situaciones que se presentan por delante resulta un poco más sencilla.

Terapias especializadas: son muchas las residencias que están incluyendo a mascotas como perros para alegrar la vida a los residentes. Este tipo de terapias están dando muy buenos resultados.