jueves, 1 diciembre 2022

Qué nos dicen las casas de apuestas deportivas sobre el posible campeón de la Champions

4 octubre 2022
Tendencias
Balón fútbol

Comparte esta noticia en tus redes

Desglosamos la lista de aspirantes llamados a conquistar la gloria en Europa.

El calendario futbolístico de esta temporada será atípico; existe un elemento distorsionador que afectará el normal devenir de las jornadas: el Mundial de Qatar. Que el torneo se dispute entre los meses de noviembre y diciembre generará dos situaciones inéditas. La primera es que las semanas de octubre y noviembre estarán repletas de partidos. Ciertamente, será un año magnífico para los aficionados al fútbol, ya que se podrá disfrutar de enfrentamientos de primer nivel prácticamente cada tres días. Y el segundo escenario curioso es que las ligas se detendrán de forma momentánea sin haber coronado a sus respectivos campeones.

Una de las competiciones que vivirá en primera persona este parón será la Champions League, considerada por todos como la mejor competición de clubes del mundo. Este año no hay un favorito claro, y el elemento disruptivo del Mundial también puede cambiar el escenario. Las principales casas de apuestas deportivas que recopila Oddschecker en su portal intentan esgrimir quién será el campeón final. Este año está todo muy igualado, ya que hay diversos equipos con inercias positivas que han sabido también reforzarse muy bien en el mercado.

Para ayudaros a salir de dudas, desglosaremos cuáles son los equipos que parten con una pequeña ventaja con relación a ganar el campeonato. Los cuatro equipos mejor posicionados tienen un elemento coincidente, y es que las principales casas de apuestas los sitúan como los mejor colocados para ganar la «Orejuda». Para explicar el porqué de esta situación de privilegio, expondremos los principales motivos de su selección como aspirantes al título, los fichajes que han realizado y su rendimiento actual hasta el momento.

El equipo mejor colocado para ganar la Champions es el Manchester City. El equipo de Pep Guardiola ganó la liga la pasada temporada y lo hizo sin un referente ofensivo claro. Este año este rol lo ocupa el delantero centro de moda: Erling Haaland. Guardiola tiene con el noruego su guinda en el pastel. El actual campeón de la Premier mantiene su inercia positiva, y al tratarse de un proyecto altamente consolidado aspira también a triunfar en Europa. No será fácil, ya que tendrá rivales de primer nivel como es el caso del París Saint-Germain, segundo en la lista.

El PSG ha logrado retener a su máxima estrella: Kylian Mbappé. Todo parecía indicar que el francés ya tenía cerrada su incorporación con el Real Madrid, pero el poder persuasivo de su presidente ha provocado que finalmente se quede en su país natal. Con el PSG se genera una situación curiosa, y es que es complicado realmente calibrar cuál es el estado real de su equipo. Su competición nacional se sitúa dos o tres escalones por debajo del resto del contexto europeo. Por eso, solo puede verse cuál es su potencial cuando se enfrenta con otros equipos del continente. La adaptación de Messi es ya total, y su buena sintonía con Neymar ha dejado a Mbappé en un tercer plano. Ambos jugadores, muy discutidos el pasado año, se han convertido en dos piezas imprescindibles. El equipo francés tiene mucha mejor pinta que el año pasado y sigue mandando en Francia. Es por eso por lo que es el segundo equipo aspirante a la gloria europea.

Completa el podio el Bayern de Múnich. Ya hemos visto de qué es capaz el equipo de Julian Nagelsmann en la Bundesliga. También ha presentado sus credenciales en la Champions, ya que ha ganado sus primeros partidos. Especialmente importante fue la victoria ante el FC Barcelona por 2 goles a 0. Un partido en el que el equipo bávaro sufrió sobre el césped y acabó ganando, mostrando así su resiliencia futbolística.

El Liverpool, el cuarto en discordia

El cuarto equipo aspirante a la Champions League que queda fuera del podio por poco es el Liverpool de Jürgen Klopp. El equipo de los Beatles no ha empezado bien en la Premier, pero a su favor juegan dos cartas clave: la experiencia de su entrenador y la capacidad de supervivencia que tiene en su estadio. Anfield es mucho Anfield, y bien lo saben los equipos que visitan el territorio inglés. El club se encuentra en un momento de impasse y reconstrucción tras la marcha de uno de sus pilares: Sadio Mané. El encargado de sustituirle, Darwin Nuñez, todavía se está adaptando al fútbol inglés. Seguro que, cuando todas las piezas estén encajadas, el Liverpool volverá a dar miedo. Y esto ocurrirá entre los meses de enero y mayo, cuando se deciden realmente las competiciones en el Viejo Continente.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*