miércoles, 28 septiembre 2022

¿En qué asignaturas flojean los niños almerienses?

12 septiembre 2022
Tendencias
clases-particulares

Comparte esta noticia en tus redes

Si no se desea desembocar en el mes de diciembre con unas notas en negativo, quizá sea el momento de poner remedio con una serie de consejos básicos, donde contratar clases particulares en Almería con profesores especializados es una solución infalible.  

Comienza un nuevo curso académico y nuevamente vuelta a la rutina: colegio y deberes, como paso previo a recibir las primeras notas al final del primer trimestre del curso escolar. Los niños de Almería no son una excepción y volverán a verse cara a cara con los conocimientos de matemáticas, ciencias e inglés, el tridente de las asignaturas que peor conjugan con los niños almerienses (y también de toda España). Si no se desea desembocar en el mes de diciembre con unas notas en negativo, quizá sea el momento de poner remedio con una serie de consejos básicos, donde contratar clases particulares en Almería con profesores especializados es una solución infalible.  

Primeramente, y poniéndonos en la situación más delicada, un suspenso no debe suponer un drama ni para los padres ni tampoco para los niños. Debe entenderse como un proceso del camino de aprendizaje y deben valorarse diferentes factores antes de tomar medidas drásticas como un castigo. Básicamente porque estaremos preparando el camino contrario al objetivo siguiente: aprobar esa asignatura. O que nuestro hijo acabe aborreciendo esa determinada temática.  

Tanto si llega ese suspenso como si queremos poner las bases para evitarlo (luego quién no tiene un día malo durante un examen), podemos aplicar diferentes planes, como establecer una serie de rutinas de estudio; tratar de ayudarles a comprender esos conocimientos que se atragantan de una manera amena; tratar de potenciar la confianza de los mismos niños en sus posibilidades de alcanzar el aprobado; crear un espacio de estudio agradable y ajeno a cualquier tipo de distracciones.  

No obstante, también los padres deben ser realistas y conscientes de las necesidades de sus hijos y no siempre resulta suficiente con aplicar alguno de los consejos anteriores y se requiere la contratación de un profesor particular especializado en esa materia que debe superarse. Ya saben matemáticas, ciencias (química) e inglés. Y no crean ese mito de recurrir al profesor particular durante vacaciones. Puede pedirse su ayuda a lo largo de todo el curso escolar. Será una forma de evitar el suspenso final. Y normalmente se consigue aprobar.  

Beneficios de contratar un profesor particular 

El sector de los profesores particulares también ha evolucionado en consonancia con los avances tecnológicos. Ahora, aparte de acudir a clases presenciales (con un número más reducido que en el colegio) o que el profesor acuda al domicilio también existe la posibilidad de disponer de las clases de manera online, lo que permitirá, además, visualizar algunas clases que hayan podido grabarse, aunque esto también depende del tipo de curso que se esté ofreciendo. O poder elegir ese horario que mejor se adapte a las otras tareas familiares 

Pero, ¿por qué debemos contratar a un profesor particular? Apunten los siguientes aspectos a conseguir: su hijo dispondrá de una dedicación plena y personalizada, con un plan de estudios adecuado a sus necesidades. Y esto no se obtiene en las clases colectivas. El profesor será experto en la materia, incluso con mayores conocimientos que un profesor, aparte de estar especializado en las clases reducidas. Asimismo, esta persona creará una serie de hábitos de estudio adecuados a su hijo, una enseñanza que podrá aplicarse a otras asignaturas u otros aspectos de la vida.  

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*