jueves, 9 febrero 2023

Unicaja cierra la primera parte de su plan para sus décimas Superliga y Copa del Rey

21 septiembre 2014
Almería
Almería Superliga Voleibol

Selfie de Bugallo en la 'pretemporada diferente' de Unicaja

Comparte esta noticia en tus redes

La pretemporada para los 25 años en la élite del voleibol está resultando de alto provecho ahorrador

Con un poco de alternancia en los modos de trabajar y un mucho de ilusión por parte de los integrantes tanto de la plantilla como del cuerpo técnico, el ingrediente que faltaba era el regreso al buen ambiente que siempre ha imperado en las filas verdes. Así, Unicaja es una piña que se basa en la confianza en los demás, siendo conscientes los jugadores de que si cumplen con lo que les pide tanto Enrique de Haro como Piero Molducci podrán alcanzar los objetivos propuestos. A la inversa, y especialmente el técnico italiano, igualmente hay esperanzas fundadas en el rendimiento del bloque: «están respondiendo bien, es un equipo joven pero en Unicaja esta circunstancia es la que se lleva dando desde hace dos o tres años, por lo que pienso que con el tiempo los jugadores pueden evolucionar».

El míster reconoce que a pesar de la juventud hay experiencia ya sumada, puesto que no en vano la base del equipo la pasada temporada jugó las dos finales principales, ganó una y perdió otra en el límite: «los jugadores son jóvenes pero más experimentados, ya que jugar una final de liga, la final de la Copa del Rey… al final todo esto se nota y para los jóvenes es bueno porque si tienen futuro pueden mejorar». Precisamente esa condición de la media de edad muy baja es algo que está manejando el preparador físico, Enrique de Haro, que durante la semana anterior ya explicó que «para que los jugadores alcancen su punto óptimo tendrán que pasar por lo menos ocho semanas». Se parte con ventaja «respecto a otros equipos y otros años, ya que el bloque de jugadores está acostumbrado a este tipo de trabajos a los que les sometemos en la pretemporada, por lo que nos lo ahorramos».

Por su parte, la plantilla de Unicaja Almería está como loca por comenzar a competir, y para eso resta poco tiempo ya. Así lo expresó Bugallo: «creo que todos teníamos ganas de volver al trabajo, el descanso vino bien para relajarse pero hay un momento en el que el cuerpo te pide volver y todo el mundo estaba deseoso de incorporarse”. Este argumento fue compartido por Raúl Muñoz, que además incidió en la fuerza del bloque: «estamos funcionando y la verdad es que estoy muy contento, el equipo está muy bien y muy fuerte, tiene muchas ganas e ilusión y estamos muy contentos». En cuanto a Toni Llabrés, su impresión es que «la plantilla va a ser buena, todos tenemos muchísimas ganas y tenemos material para llegar a hacer algo». Jesús Bruque incidió en que «es muy bueno mantener un bloque respecto a la temporada pasada, va a venir muy bien de cara al inicio de temporada para que las pequeñas cosas que se tenían que pulir al principio del curso pasado ya estén pulidas este año».

Y si al bloque se le unen jugadores que siguen la misma filosofía de los que ya están aquí, las piezas van cogiendo bastante buen color. Es el caso de Ignacio Sánchez: «tenía ganas de volver al trabajo, echaba de menos también este trabajo, la forma de trabajar con Piero y con el equipo en general ya que me he reunido con compañeros que hacía años que no hacía y otros que tenía más recientes y la verdad es que muy bien, sigo con ganas». Y como no podía ser de otra manera, el capitán del equipo fue el que primero habló en el comienzo de la pretemporada. Jorge Almansa analizó el nivel de la competición: «la Superliga creo que va a estar mejor esta temporada porque los equipos han hecho buenas incorporaciones, hay cinco o seis equipos que van a estar ahí arriba peleando y su intención es estar así hasta el final, o sea, que va a ser una Superliga mejor y más entretenida.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*