miércoles, 10 agosto 2022

Por méritos propios, Almería es de Primera

22 junio 2013
Almería
La UDA sube a Primera División ascenso a la Liga BBVA

Piña de celebración del 3-0 de la UDA, obra de Charles

Comparte esta noticia en tus redes

Una UDA claramente superior al Girona golea con facilidad para cerrar su tercer ascenso de la historia

El que más fútbol ha tenido es el equipo de Javi Gracia, que ha bordado una recta final de campeonato perfecta apretando los dientes y creyendo en la calidad, apostando por una línea de trabajo y ofreciendo un rendimiento óptimo para merecerse lo que finalmente ha logrado. El escollo más complicado, una vez perdido el ascenso directo en Villarreal, a pesar de haber sido superior al Submarino Amarillo, había sido Las Palmas, pero no se podía bajar la guardia ante un buen conjunto como el Girona. De todos modos, la superioridad del Almería ha sido patente en la eliminatoria, reconocido así por el mismo entrenador gerundés, lo que le ha hecho no sufrir en exceso para vencer los dos partidos de la final, siempre respetando el enorme mérito que tiene una formación no creada para estar luchando por tan alto objetivo.

Fe en si mismo, confianza en sus posibilidades, instinto ganador y mecanizado el triunfo como un modo de vida, así se ha logrado entrar en la historia por tercera vez. Otra fecha para el recuerdo, el día 22 de junio de 2013. Ese fue el momento en el que Javi Gracia se unió a Maguregui y a Unai Emery, y el navarro lo ha hecho superando momentos muy delicados y bajones de nivel incomprensibles para una afición que al final lo ha tenido que idolatrar. Su humildad y su educación, pero sobre todo su constancia, se han canjeado por una plaza en el Olimpo del fútbol almeriense para él y con un lugar en el élite nacional para su equipo. En lo personal, ha puesto en su currículum un ascenso a Primera en su corta trayectoria como entrenador, y cotiza al alza de una manera muy clara.

En cuanto al partido, es la historia de una superioridad más que clara en todos los sentidos. Incluso en la motivación se ha estado por encima, a pesar de tener más obligación el cuadro de Rubi dado el resultado de 0-1 de la ida. Había conjura en ese vestuario para remontar, pero ha pesado la fortaleza de un Almería que regresa a la máxima categoría dos años después de haberla perdido. Fueron cinco en segunda, cuatro en primera, dos en segunda y ahora lo que tenga que ser de nuevo en primera. Además, el público que abarrotó las gradas llevó a los futbolistas más que en volandas, primero en la salida del hotel y después en su esfuerzo sobre la hierba. No se podía fallar y no se hizo, sino todo lo contrario: se machacó a un contrincante muy digno que intentó mantenerse en pie y que recibió el castigo de vivir casi toda una segunda parte sabiendo que fenecía su sueño.

La UD Almería es de Primera División
Corona es manteado por la multitud de aficionados felices por ser de Primera

Desde el minuto 2 Charles ya estaba avisando, con una ambición rojiblanca que desembocaría en alguna ocasión más a cargo de Soriano hasta que Aleix Vidal, posiblemente el jugador más en forma de la Liga Adelante en la recta final del campeonato, engañó a Becerra chutando a puerta cuando se esperaba el meta que pusiera un centro. El tiro del tarraconense estuvo lleno de convicción, y por ello acabó en las mallas llevando el delirio a la grada. Era tan solo el minuto 16 y pronto se empezaba a plasmar la supremacía. Los galones siguieron presentes, y a excepción de un tiro lejano de Felipe Sanchón el Girona poco más pudo aportar a sus números de ataque, muy apresurado y a veces con sensación de estar improvisando. Antes del descanso Jaime Latre perdonó un claro penalti sobre el propio Aleix, que se enfadó mucho porque podría haber resuelto el ascenso antes del paso por vestuarios. Eso ocurrió tres minutos por encima del tiempo reglamentario.

Ya en la segunda parte tampoco hubo que esperar demasiado para que se certificara el objetivo, puesto que la UDA salió a por todas, presionando muy arriba y robando con permanentes anticipaciones. En una jugada de mucha entrega de Iago Falque, que sigió a dos tiros de Luso sin demasiado mordiente, el interior robó la cartera, se fue con calidad de su par dentro del área y puso la bandeja de plata con un gol encima para que Charles se lo comiera. El pichichi, que ha hecho en total una manita de goles en las eliminatorias, sumada a los 27 de la temporada regular, no desperdició el regalo y abajo, con fuerza, conectó para meter el cuero en la portería y volar hacia la primera. Fue a los 6 minutos de la reanudación, pero ese vuelo ya fue definitivo cuando un rechace le cayó para que corriese 60 metros totalmente libre de marca, sentara a Becerra con una frialdad que asusta e hiciera el tercero cuando restaban todavía 20 minutos de juego.

Todo lo demás fue de asimilar el logro y de homenaje a los únicos supervivientes del ascenso de 2007, Soriano y Corona, cambiados por Gracia para que recibiesen su justo y merecido premio del baño de multitudes. Ya sí era una realidad y ya sí se podía empezar a preparar todo el dispositivo de la fiesta en la calle. Antes, desde varios minutos previos al pitido final, el público bajó de la grada y se colocó rodeando todo el terreno de juego para preparar una invasión muy deseada. Fue sonar el silbato, con varias bocanadas de honestidad del Girona antes, y la gran alegría estalló del todo al mismo par que los fuegos artificiales que se había preparado y que pudieron hacer brillar el cielo en la noche previa a la noche de San Juan. El capitán en esta ocasión era Corona, y a él correspondió el manteo como hace seis años se hizo a Ortiz Bernal. La historia se repite, pero lo más importante es que no han tenido que pasar otros 27 años para ello.

FICHA TÉCNICA:

UD Almería: Esteban: Gunino, Trujillo, Pellerano, Christian; Verza, Corona (Rubén Suárez, min. 84); Aleix Vidal, Soriano (Mejía, min. 79) Iago Falque (Carlos Calvo, min. 75), Charles

Girona CF: Becerra; José (Jandro, min, 46), Chus Herrero, Moisés Hurtado, David García (Juca, min. 75); Luso, Tébar, Eloi; Toni Moral (Juanlu, min. 46), Acuña, Felipe Sanchón

Goles: 1-0, min. 16: Aleix Vidal; 2-0, min. 51: Charles; 3-0, min. 70: Charles

Árbitro: Jaime Latre (Colegio Aragonés). Amonestó a Soriano (min. 40), a Charles (45 + 1), a Christian (min. 66) y Rubén Suárez (min. 85) por parte del Almería y a Acuña (min. 37), Chus Herrero (min. 53) y Moisés (min. 84) por parte del Girona.

Incidencias: Partido correspondiente a la vuelta de la final de promoción a Primera División de la Liga Adelante disputado en el Estadio de los Juegos Mediterráneos ante 15.123 espectadores, lleno absoluto. Hubo invasión de campo nada más concluir el encuentro y la afición celebró el ascenso de su equipo con los jugadores sobre el césped.

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*