domingo, 29 enero 2023

Los juveniles de la UD Almería vuelven a llevar a La Roja sub-17 a la victoria

25 octubre 2012
Almería
La Roja sub-17 ha empatado a seis puntos en su grupo y tiene que esperar para clasificarse

Once inicial de la España de Denia que jugó ante Polonia

Comparte esta noticia en tus redes

Sin embargo, la España de Joaquín Fernández, Antonio Marín y Josema Sánchez tendrá que esperar

La Selección Española venció por 0-1 a Polonia con un gol de Chirivella de penalti en el tercer partido de la ronda clasificatoria del Europeo sub-17. Los tres del Almería jugaron todo el partido, y España volvió a la senda del triunfo que ya tuvo en el primer choque ante Azerbaiyán y que se perdió en el segundo ante la anfitriona Bulgaria. En ese partido no se contó con la participación de Joaquín Fernández, y el combinado de Santi Denia lo pagó con una derrota que ha provocado un triple empate en el grupo, con 6 puntos, pero con un diferencial de +2 goles para los españoles que le hace ser terceros.

Esta circunstancia hace que Denia y los suyos tengan que esperar a lo que suceda en un grupo que todavía no ha comenzado, el XIII, y a que concluya el III. En todos los demás no hay problema, ya que los demás terceros tienen peores números que España, pero para ser la mejor tercera hay que aguardar a que se resuelvan esos dos grupos. Si finalmente consigue pasar entraría en una fase llamada Ronda Élite, en la que se clasifican los primeros de grupo ya hacia la fase final del torneo juvenil. Así, tras haber ganado dos partidos y perdido uno, el combinado nacional se puede quedar apeado de la competición.

En cuanto al choque ante Polonia, los primeros cuarenta minutos resultaron muy igualados en el estadio Beroe de Stara Zagora. Internadas por banda izquierda de Pozo y por la derecha de Adama causaron buenas sensaciones en los primeros compases de este tercer encuentro, y dos de las ocasiones más claras del inicio fueron un remate de cabeza de Núñez tras un córner botado por Chirivella, eso en el minuto 6, y un disparo de Joaquín Fernández desde fuera del área a pase de Pozo. La Selección Española planteó el encuentro con las líneas más adelantadas que en los dos primeros enfrentamientos y presionando desde arriba. Se palpaba que sólo tenían en mente la victoria. Yelko daba un pase en profundidad a Rodri, que comenzó como referencia en ataque y se alternó con Pozo más escorado en banda, pero éste remataba en posición de fuera de juego sólo ante el guardameta polaco.

La última llegada de los españoles en la primera parte fue una jugada individual de Pozo dentro del área pequeña. El delantero del Manchester City se revolvió pero cayó al suelo antes de rematar a puerta. Las ocasiones de la selección polaca, que llegó al partido como líder del grupo 4, llegaron principalmente a través de jugadas de estrategia, pero la solidez defensiva de La Rojita hizo que se retiraran al túnel de vestuarios con el marcador inicial de 0-0. En la segunda parte, los de Santi Denia no dejaron de intentarlo. España tocó el balón y propuso un juego más ofensivo y directo que en ocasiones anteriores, hasta que, en el minuto 68, Rodri fue derribado en el área pequeña. Chirivella transformó la pena máxima en gol. En el otro partido del grupo IV, Bulgaria venció por 4-1 a Azerbaiyán, con lo que la selección anfitriona y la polaca consiguen la clasificación matemática.

FICHA TÉCNICA:

Polonia: Maksymilian Stryjek; Adrian Bielawski, Mateusz Grzybek, Pawel Bochniewicz, Robert Bartczak; Grzegrorz Tomasiewicz ©, Dawid Kownacki (Anczewski, min.75), Michal Galecki, Krzystof Szewczyk (Chouwer, min.46); Arkadiusz Najemski, Karol Hallmann

España: Estanislao Marcellán; Antonio Marín, Juan Manuel García, Xavier Quintillá, Rodrigo Tarín ©; Joaquín Fernández, Adama Traoré, Yelko Pino (Aleix Febas, min.75), José Ángel Pozo; Pedro Chirivella, Roberto Núñez (Javi García, min.80)

Goles: 0-1 (Chirivella, de penalti, min. 68)

Árbitro: Kevin John Clancy (SCO). Amonestó a Bielawski, Szewczyk y Hallmann por parte de Polonia y a Pozo por parte de España

Incidencias: Estadio Beroede Stara Zagora (Bulgaria). Cielos despejados y alrededor de 20ºC de temperatura. Tercera encuentro de la primera fase de clasificación del Campeonato de Europa de Eslovaquia 2013, grupo IV