domingo, 14 julio 2024

Gracia pide el titular del orgullo hacia los jugadores del Almería y Eusebio ensalza a los suyos del Barça B

21 enero 2013
Almería
El entrenador del Almería, Javi Gracia, sancionado ante el Villarreal, no se sentó en el banquillo

Ibán Andrés ocupó el puesto de Javi Gracia en el banco

Comparte esta noticia en tus redes

Vídeo: los dos alaban el buen hacer de sus respectivos hombres en medio de una disputa de alto nivel

Con cara de circunstancias pero convencido del trabajo realizado compareció Javi Gracia ante los medios de comunicación. Una vez más su equipo acabó con diez de manera injusta después de haber hecho una gran esfuerzo defensivo y de generar una buena remesa de ocasiones más que suficiente como para haber sentenciado el encuentro, algo que no se consiguió. El punto les da la segunda plaza y les debe de servir para darse cuenta de que el Almería ha mejorado muchísimo, lo que le lleva a pedir como titular que está muy orgulloso de sus hombres.

El ambiente en el vestuario es de satisfacción por haber hecho las cosas bien y por confiar en que alguna vez las cosas cambiarán para los rojiblancos, que están mereciendo mucho más. El equipo no se está resintiendo por los últimos acontecimientos y sigue demostrando valentía, como demuestra el hecho de que tras haber sido expulsado Marcelo Silva no hiciera un cambio defensivo, manteniendo la estructura como estaba para intentar cerrar el choque. Ha ironizado sobre su situación de sanción por ir al palco en el partido ante el Villarreal, y no ha comentado cómo se ha comunicado con Ibán Andrés porque ha dicho que no sabe si es legal.

El técnico del Barcelona B ha reconocido que ha sido un partido bonito para el espectador y muy disputado, cada uno de los rivales buscando el triunfo con sus respectivas armas. Es normal en los Almería – Barça por la propuesta de juego que ofrecen, ya que los rojiblancos tienen mucha calidad y buenos argumentos. Los suyos han querido el control y los locales las llegadas por banda y la profundidad, y ante esto el filial culé ha demostrado un gran nivel competitivo. Se ha producido una buena prueba para sus jugadores, muy jóvenes, y por ello estaba contento.

En cuanto a la expulsión de Marcelo Silva, no ha querido mojarse, argumentando que a veces el juego blaugrana desespera a los rivales, que juegan al límite e intentan interrumpir el partido. Ha sido una salida por la tangente sin hacer concesiones sobre la justicia o injusticia de un empate que llegó en el último suspiro y en propia puerta. Su equipo es mucho más sólido que al principio de liga, y lo ha demostrado ante un cuadro más físico y más hecho en ese sentido como es la UDA.

 

Noticias relacionadas

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*