domingo, 25 septiembre 2022

Cómo divertirse con poco dinero

13 mayo 2019
Nacional
ahorro

Fuente: stevepb/Pixabay

Comparte esta noticia en tus redes

Internet es el paraíso de las cosas gratis. Al menos hasta hace algún tiempo así era. Era el sitio en donde la piratería hacía añicos a la industria del entretenimiento tal y como la habíamos conocido. Pero esto ha cambiado.

Mucha gente se queja de que hoy en día el ocio es caro. Y puede que tengan razón si nos fijamos en el ocio tradicional, como el de ir al cine, ir a cenar con los amigos, ir al parque de atracciones o viajar. Sin embargo, es una impresión que generaliza demasiado y que no tiene en cuenta multitud de maneras de pasarlo bien a buen precio y multitud de formas de realizar esas mismas actividades de las que se hablan de manera mucho más barata.

Siempre es cuestión de buscar y de adaptarse y para ello internet es un mundo con casi infinitas posibilidades.
• Ocio online, una forma barata de pasar el rato
• Viajes a buen precio
• Ir al cine sin tener que hipotecar la casa
• Cómo aprovechar las mejores promociones

Ocio online, una forma barata de pasar el rato
Todo el mundo sabe que Internet es el paraíso de las cosas gratis. Al menos hasta hace algún tiempo así era. Internet era el sitio donde la piratería hacía añicos la industria del entretenimiento tal y como la habíamos conocido. Era el lugar donde todo era gratis si se buscaba bien, donde ver una película recién estrenada sin pagar un duro y donde descargar el último disco del grupo de música del momento sin pasar la tarjeta en ningún establecimiento.

Pero esto ha cambiado. Y seguramente a mejor. La industria ha entendido que tenía que cambiar su modelo de negocio o internet la pasaría por encima. Y realmente parece que ha conseguido salvar los muebles, al menos de momento. ¿Cómo? Pues ofreciendo lo que antes ofrecía la piratería, es decir, inmediatez y facilidad de uso, pero añadiendo calidad en los contenidos, seguridad legal y precios realmente competitivos. Ahora ya no es gratis, pero a cambio de un módico precio se ofrece seguridad y calidad.

Además, empresas en auge como las propias casas de apuestas han entendido que promocionar su modelo de negocio de manera gratuita es beneficioso a la larga para ellas. Así, ahora se pueden aprovechar los mejores bonos sin depósito para empezar a apostar sin gastar ni un céntimo, lo que permite no solo divertirse de manera gratuita sino saber si las apuestas se dan bien o no y actuar en consecuencia.

Estas pruebas gratuitas están por todas partes en casi toda la industria del entretenimiento y solo hay que saber buscar para encontrarlas. De hecho, todas las grandes plataformas de series y películas en streaming ofrecen un mes gratuito a todos los nuevos usuarios.

Viajes a buen precio
Aunque parece que ya haya pasado la época de los vuelos baratos, lo cierto es que si se busca bien y si se es flexible en cuanto a lugares y fechas, es bastante factible viajar de forma mucho más barata que hace unos años.

Sí, es verdad que las compañías aéreas low cost no ofrecen viajes cómodos, que ponen pegas por todos los lados, que cobran por casi cualquier cosa y que, además, no suelen ser tan low cost como antes. Pero siempre es posible encontrar chollos si, como se dice en el párrafo anterior, se es flexible en cuanto a destino y, sobre todo, en cuanto a fechas.

Pero si no es posible ser flexible en cuanto a fechas, ya que la gran mayoría es esclava de los días laborables y de los horarios imposibles de trabajo, sí que se puede ser flexible en cuanto a destinos. Y es que internet ofrece la oportunidad de descubrir sitios poco turísticos pero igual de atractivos que los mas famosos. Es cuestión de buscar y, por supuesto, estar abierto a todas las posibilidades.

Ir al cine sin tener que hipotecar la casa
Una de las razones o excusas que muchos ponían a la hora de explicar el motivo por el que se descargaban películas online era el precio de las entradas de cine. Y tenían razón. Bueno, y la siguen teniendo en la mayoría de ejemplos que se encuentran. Ir al cine es tremendamente caro, sobre todo si se computa lo que se puede gastar una familia de cuatro miembros en una visita a una gran sala.

Sin embargo, en la actualidad hay promociones, hay días especiales y hay salas de cine que permiten no gastar el sueldo de una familia en ir al cine. Lo difícil es encontrar eso en un gran centro comercial el fin de semana. Por este motivo los cinéfilos, los que suelen ir mucho al cine, buscan horarios más baratos, que los hay, o promociones que faciliten el acceso al cine con poco dinero.

Además, hoy en día las grandes empresas de cine comercial ponen a disposición de los usuarios tarjetas de puntos que vienen acompañadas de descuentos tanto en la entrada como en la comida y bebida de sus establecimientos. Si se va mucho al cine, conviene aprovecharlas.

Cómo aprovechar las mejores promociones
Por último, hay que intentar siempre estar atento a las promociones que ofrecen en Internet muchísimas tiendas online o los servicios de ocio y entretenimiento. Como se dice en el primer punto de este articulo, muchos servicios ofrecen un tiempo de prueba gratuito o realizan rebajas especiales ciertos días al año.

Y no, esto no quiere decir que esos días se compre cualquier cosa. Lo que quiere decir es que, una vez se sepa lo que se quiere comprar, hay que intentar averiguar qué días se puede conseguir más barato y actuar en consecuencia. A veces es complicado sí, pero las gangas y chollos siempre se han tenido que buscar bien e internet no es ninguna excepción. Aunque sí es mucho más sencillo.

[scrolling_box title=»Otras noticias» count=»30″ rows=»10″]