miércoles, 25 mayo 2022

‘El Timón’ planta cara al recorte en los derechos de las personas con enfermedad mental

3 noviembre 2013
Provincia
El Timón

Reciente protesta de la Asociación 'El Timón'

Comparte esta noticia en tus redes

Las principales reivindicaciones giran en torno a la Ley de Dependencia, los programas de atención a las personas con enfermedad mental y la política de subvenciones

Los recortes en servicios sociales destinados a personas dependientes, perjudicados con el cambio de baremo a la hora de calibrar las minusvalías, y el tijeretazo en programas de atención y subvenciones harán de este 10 de octubre, Día Mundial de la Salud Mental, uno de los más reivindicativos de los últimos años.

La Asociación de familiares y allegados de personas con enfermedad mental El Timón mantenía recientemente una reunión con el delegado de Salud de la Junta, Alfredo Valdivia. La agenda del encuentro giró en torno a tres de los más importantes aspectos que preocupan al colectivo de personas enfermas y a sus familiares: la Ley de Dependencia, los programas de atención a las personas con enfermedad mental y la política de subvenciones.

Asegura El Timón que desde la instauración de los nuevos criterios de valoración, «las personas con enfermedad mental grave, han sido revaloradas a la baja, produciéndose una casuística general de incertidumbre y perplejidad entre usuarios y familiares».

De ahí que al delegado se le propusiera que en las comisiones de valoración de la dependencia, estén representados los equipos de salud mental y los Servicios Sociales Comunitarios, de manera que puedan escucharse sus opiniones desde la cercanía y el trato directo con la persona a valorar.

Entre las propuestas de El Timón, poner en marcha el Programa de Tratamiento Asertivo Comunitario, en la zona de Poniente almeriense; potenciar y ampliar los equipos de salud mental en horario de tarde, solventar el grave problema del transporte para muchas personas enfermas que han vuelto a su aislamiento social; y poner en marcha campañas informativas destinadas a los profesionales de atención primaria en materia de recursos para personas con enfermedad mental.

Sobre la política de subvenciones, el colectivo reclama el pago de las ayudas atrasadas correspondientes a 2012 y una planificación de las ayudas que, abonadas por adelantado, permita a las asociaciones establecer sus calendarios y su programación para que «la incertidumbre no sea la tónica general a la hora de mantener la imprescindible actividad que desarrollan las asociaciones».

Manifiesto de la Confederación FEAFES con motivo del Día Mundial de la Salud Mental

Ha llegado el momento de romper nuestras cadenas. Que la sombra de la crisis no apague nuestro grito de libertad, esperanza y plenitud.

Desde FEAFES lanzamos el lema Alternativas frente a la crisis. El valor de nuestros derechos.

Queremos reivindicar, así, un salto cualitativo en la sociedad, para que comparta con nosotros valores positivos como el trabajo, la familia, la responsabilidad o la participación.

También pedimos que se acojan los valores que desde FEAFES se han promocionado a través de 30 años de lucha, y a los cuales no estamos dispuestos a renunciar, como son el coraje, el entusiasmo, la solidaridad, la capacidad para permanecer de pie, o la imaginación. Y sobre todo, la conciencia de que, ante todo, somos personas de pleno derecho: ciudadanos. Pensamos que la sociedad necesita de la aportación de todos para que llegue a su mayoría de edad, y para que la diversidad sea signo de riqueza.

Son tiempos difíciles, pero para FEAFES existen alternativas para mantener, sino mejorar, una atención de calidad mediante una detección precoz, la continuidad en los tratamientos y el apoyo a la autonomía. Esto reduce el gasto a medio plazo de las administraciones públicas. Advertimos, asimismo, que recortar en programas de acompañamiento e integración provoca un grave problema, no solo de atención, sino que conlleva un aumento del gasto farmacéutico y de los ingresos hospitalarios.

Hacemos nuestro, así, el pensamiento de que tiempos de crisis son tiempos de oportunidades. Son encrucijadas que nos invitan a reflexionar, y a buscar nuevos modelos de sociedad, a plantearnos nuestras relaciones con aquello que nos rodea, a cambiar la mirada sobre los recursos materiales y personales, y a revisar los valores que han de llevarnos a la realización y al bienestar que merece todo ser humano.

Por tanto, es un buen momento para sacudirnos complejos y etiquetas, que sencillamente no son ciertos. Caminemos hacia una sensibilidad nueva. Desde una visión más global y con una mente receptiva podemos construir entre todos una gran obra social y humana.

El valor de nuestros derechos es incalculable, por ello creemos legítimo proponer soluciones como:

– Planes individualizados de atención.

– Desarrollo y mantenimiento de los Equipos de Intervención Familiar.

– Apoyo domiciliario, es decir, disponer de los equipos de salud mental en el ámbito comunitario. Pues se favorece la adherencia al tratamiento.

– Y la creación de equipos multidisciplinares, compuestos por diferentes perfiles profesionales que atienda a las personas con enfermedad mental y sus familias.

Pedimos aquí la adhesión de los profesionales de la psiquiatría, por su capacidad para crear estados de influencia y credibilidad; capacidad de la que las personas usuarias de los servicios de salud mental aún carecemos. Tenemos la ardua tarea de convencer a la sociedad de lo que creemos justo, así que, cuantas más personas estemos genuinamente implicadas en este camino, más fácil nos será recorrerlo, y conducirlo hacia ese final que FEAFES se propuso desde el inicio de su andadura: el bienestar, y el disfrute de los derechos que la propia Convención de la ONU sobre la discapacidad otorga.

Además, la integración de las personas con enfermedad mental pasa por una mejor coordinación socio-sanitaria, así como por la actitud de una sociedad más abierta y comprensiva frente a los problemas de salud mental.

Con los derechos ocurre igual que con el amor, que es verdad universal y a todos debe llegar. Y en nuestras manos está el trabajar día a día, paso a paso, por conseguirlos. Porque hay cosas que no tienen precio.

* Manifiesto de la Confederación FEAFES con motivo del Día Mundial de la Salud Mental, redactado por el Comité de Personas con Enfermedad Mental de esta organización.